¿Tiene mi hipoteca una “cláusula suelo”? ¿Y una “cláusula techo”? ¿Son legales?

No es infrecuente encontrarse en la práctica diaria de abogados y profesionales del Derecho con clientes que no saben que en sus escrituras de préstamo hipotecario se contienen cláusulas suelo y/o techo y, lo más grave, que dichas cláusulas pueden ser abusivas y anulables judicialmente.

Pero vayamos por partes. Lo primero es responder a una pregunta aparentemente muy simple:

 ¿Qué es la cláusula suelo?

 Pues bien, la cláusula suelo de una hipoteca es aquella estipulación de la escritura por la que se fija el tipo mínimo de Continuar leyendo «¿Tiene mi hipoteca una “cláusula suelo”? ¿Y una “cláusula techo”? ¿Son legales?»

Consejos para elaborar un buen contrato.

  • Redactar los términos del contrato de la manera más clara posible. Debe huirse siempre de frases excesivamente largas y de expresiones ambiguas u oscuras. A mayor claridad y brevedad en la redacción del contrato mayor será también su comprensión, mejor su aplicación y menor por tanto la posible conflictividad derivada de su interpretación. No siempre el contrato más largo y con expresiones más técnicas y jurídicas es el que mejor plasma la intención de las partes y es capaz de evitar problemas de interpretación o aplicación. Tenga en cuenta que uno de los principales focos de contienda judicial viene motivado precisamente por las distintas interpretaciones que las partes otorgan a las cláusulas contractuales y que la última decisión, en estos casos, está en manos de un Juez, árbitro o mediador, quien tiene la difícil misión de desentrañar la voluntad de las partes con la única ayuda, en muchos casos, de la palabra escrita. Además, nuestro Código Civil establece claramente que la interpretación de las cláusulas oscuras de un contrato no deberá favorecer a la parte que hubiese ocasionado la oscuridad. De ahí la importancia de una redacción clara y precisa.

Hasta dónde alcanza la responsabilidad de los administradores de una sociedad: análisis de los distintos supuestos.

SE HA PRODUCIDO UN DAÑO A LA SOCIEDAD, A UN SOCIO O A UN TERCERO. ¿QUÉ RESPONSABILIDAD PUEDE TENER EL ADMINISTRADOR DE UNA SOCIEDAD?

 Producido un daño a la sociedad, a alguno o algunos de sus socios o a terceros relacionados con la primera, el ordenamiento jurídico español distingue varios tipos de posible responsabilidad de los Administradores de la Sociedad Mercantil:

1.- La acción social de responsabilidad.

La acción social tiende a proteger y reintegrar el patrimonio social dañado como consecuencia de actos, omisiones o acuerdos de los administradores. Por ello, para que concurra esta responsabilidad debe mediar una conducta culposa o ilícita del Administrador, sea

Continuar leyendo «Hasta dónde alcanza la responsabilidad de los administradores de una sociedad: análisis de los distintos supuestos.»